Pizza en Roma. Consejos para tomar una estupenda pizza.

Comer una pizza en Roma es como tomarse una caña en España, como tomarse un helado en la playa. Es disfrutar del lugar y de la comida a la vez. Es compartir un momento especial. Saborearlo. Casi ni hace falta decir que en un viaje a Roma, es obligación el probar la pizza romana. No hacerlo sería como dejar sin visitar el Coliseo o la Fontana di Trevi. Y además, ninguna visita sabrá tan bien.

Ahora bien, no es tan fácil saber cómo comer una pizza en Roma. Qué restaurante escoger, qué barrio o zona de Roma es ideal para la pizza, qué tipo de pizza pedir… son algunas de las cuestiones que se nos plantean ya una vez en Roma. Pues, como decíamos… la pizza en Roma es mucho más que gastronomía, es una experiencia. Vamos a conocer un poco más sobre la pizza en la Ciudad Eterna.

La pizza en Roma es… romana

En Italia, cuando nos planteamos comer una pizza, no sólo están los ingredientes sino también el tipo de masa. Normalmente, estos tipos de masa quedan reducidos a dos grandes opciones de pizza: napolitana o romana. La romana es una masa fina, delgada. La napolitana, más alta y gruesa.

Lógicamente, si estamos en Roma, lo esperado es que la pizza nos la sirvan romana. Y así es. En algunos restaurantes, cuando pidáis la pizza que hayáis escogido, os preguntarán ‘’ ¿napolitana o romana?’’. Si no lo hacen, os la traerán romana.

Si tenéis curiosidad y os dejáis llevar por la maravillosa pizza varios días diferentes, podéis probar los dos tipos. Si no, el mejor consejo es siempre probar lo local, la romana. Aunque esto no quiere decir que un tipo sea mejor que el otro. Quedaréis encantados con cualquiera, seguro.

cocinar pizza en roma

La pizza al taglio

La llamada pizza al taglio crea confusión en muchos viajeros. Pues a menudo se cree que es un tipo de pizza. ‘Al taglio’, en italiano significa ‘al corte’. Es decir, que no te venden la pizza entera sino que puedes comprar un trozo, o varios. Por toda Roma, incluso por el centro histórico y cerca de los grandes monumentos, hay pizzerías que ofrecen este tipo de venta para que la gente compre pizza que pueda ir comiendo fácilmente mientras sigue caminando por Roma.

Algo que es realmente atractivo para quien esté de viaje. Pues es una opción económica, rápida y riquísima de comer o tomar un tentempié. O incluso de hacerlo mientras se sigue visitando algunos atractivos de Roma.

En resumen, la pizza al taglio no son pizzas especiales o un tipo diferente, es simplemente su modo de venta, por trozos. Al corte, al taglio.

Tipos de pizza en Roma: pizza, teglia y pinsa

Pero hablando de tipos (aparte de la masa), sí existen diferentes variantes de pizza en Roma. Tenemos la pizza clásica, redonda, la que todos conocemos y en la que pensamos al momento inconscientemente.

Por otro lado tenemos la teglia, la pizza elaborada en una forma alargada y rectangular.

Y, por último, la pinsa. La pinsa es una pizza algo más pequeña, también de forma alargada similar a la teglia, pero mucho más ligera y suave. Toda una especialidad y un plato milenario que se remonta en la historia de Roma incluso a los tiempos del imperio.

aperitovo en roma con pizza
Una teglia comprada 'al corte', al taglio.

Pizza bianca

Si tratamos los platos históricos y la pizza en Roma, no podemos olvidarnos de la pizza bianca. Que, por cierto, en cualquier otra parte de Italia llamarían de diferente manera. Generalmente focaccia, aunque dependiendo en qué zona una focaccia sería algo completamente diferente. En Roma, de hecho, lo es.

La pizza bianca es una masa especial, casi entre pizza y pan, pero que se acompaña sencillamente de aceite de oliva y sal. Con un sabor muy característico. Se utiliza como aperitivo o como acompañamiento de la comida. La podéis pedir en alguna de las comidas que hagáis en restaurantes de Roma. Y en las que no comáis pizza, claro. Ni pan con pan, ni pizza con pizza.

Como curiosidad, esta pizza bianca se usa mucho, sobre todo los niños, para cortarla por el medio y usarla a modo del pan del bocadillo. Los padres y las madres les hacen las meriendas a los niños romanos metiendo mortadela, otros embutidos o, la favorita de muchos, nutella.

Comiendo una pizza bianca, estaréis experimentando momentos de felicidad vividos por muchos jóvenes italianos.

Podéis incluso ir más allá y experimentar la pizza en Roma con un tour en el que aprenderéis a cocinarla.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *