Columna de Trajano

Testigo del Imperio Romano

La Columna de Trajano es uno de los monumentos que dibujan el paisaje del centro histórico de Roma. Lo lleva haciendo desde que está en pie, unos 1900 años. Sus 40 metros de altura están decorados completamente con relieves en los que se muestra y celebra la victoria de los romanos contra los dacios. Trajano, emperador de origen hispano, conquistó la Dacia (actual Rumanía) entre otros territorios y consiguió la máxima expansión que Roma tuvo en toda su historia. La Columna coronaba el Foro de Trajano (frente al Foro Romano), del que hoy quedan algunos espectaculares restos. Su columna nos sigue recordando la enorme figura del emperador hispano, un signo de lo que era la Roma de Trajano.

De las guerras dacias a San Pedro

En la enorme estructura de mármol, desde su base a su cima los relieves representan escenas de las guerras dacias. Desde las primeras batallas a la destrucción de los últimos pueblos. En la cima, una estatua de bronce de Trajano dominaba la columna. En el Renacimiento, ésta fue cambiada por una de San Pedro, que actualmente sigue en la cima de la columna. Muchos papas cambiaron representaciones, símbolos o edificios romanos dándoles un motivo cristiano. O, directamente, los destruían o reutilizaban su material. Por suerte, gracias a sus ‘’cristianización’’ con San Pedro, la Columna de Trajano ha podido conservarse.

columna trajano foro

La Columna de Trajano y sus colores

Algo que no se conserva y que cuesta imaginar son sus vivos colores. Pues los relieves y las escenas que representaban no sólo estaban detallados en el mármol sino que también fueron pintados. La Columna de Trajano debió haber sido un verdadero océano de color.

Se cree, aunque no es algo totalmente probado, que Trajano encargó el trabajo al arquitecto e ingeniero de guerra Apolodoro de Damasco. Trajano, con la mano de Apolodoro, creó con su columna una innovación que inspiraría a la humanidad durante siglos. Pues utilizar una columna historiada con relieves para homenajear un evento y representarlo en la misma no se había hecho anteriormente en Roma. Esto era algo más común en los arcos de triunfo, como el Arco de Tito ya presente antes incluso de los tiempos de Trajano. O, posteriormente, como el de Constantino.

Trajano levantó la columna dentro del Foro de Trajano, un nuevo foro que también construyó el emperador hispano. En él había bibliotecas, mercados, edificios religiosos… Historiadores antiguos nos cuentan que era de una belleza indescriptible. Los romanos podían acudir a él y ver en la Columna cómo su imperio había derrotado a los dacios. Gracias a sus relieves, no era necesaria la lectura, con lo cual era sencillo para cualquiera entender aquellos hechos, pues podía verlos directamente.

El pueblo vería el poder de Roma y, sobre todo, de Trajano (representado 58 veces en la columna). Trajano de esta manera aportaba un nuevo y precioso lugar a Roma y, a su vez, era un movimiento perfecto para su reputación e imagen a ojos del pueblo.

foro trajano caballeros malta
Ruinas del Foro de Trajano. Al fondo, la Columna de Trajano.

Inspiración de grandes artistas, símbolo de Roma

En grandioso Foro de Trajano, con los siglos, fue abandonándose, quedando en ruinas en su mayoría. Hoy, los restos de los mercados de Trajano siguen siendo impresionantes. Sin embargo, la que en su día era un elemento más del magnífico foro, es hoy la gran superviviente. La Columna de Trajano se mantiene firme y bella casi dos milenios después. Grandes figuras como Bernini Rafael estudiaron sus relieves en su paso por Roma, inspirándose y admirando su decoración.

También tú en uno de nuestros tours de Roma, con guías excepcionales, puedes acercarte a ella y entrar en su historia. La Columna de Trajano, de hecho, forma parte de un paisaje increíble, muy cerca del monumento Victoriano, de la Curia Julia del Foro Romano y de Plaza Venecia. Diferentes épocas que se unen y conviven en la eternidad de Roma.

Compartir
Share on facebook
Share on email