Palacio Farnese

Palacio Farnese de Roma

El Palacio Farnese es actualmente la embajada de Francia en Italia, uno de los edificios del renacimiento más importantes de Europa. Se encuentra en Piazza Farnese, cruzando el puente que comunica con Trastevere, al lado de Campo di Fiori.

Historia

Todo comienza a principios del siglo XVI, exactamente en 1513, cuando el Cardenal y futuro Papa Alejadro Farnese adquiere todos los edifcios de la plaza. Fue él quien le encarga al arquitecto Antonio da Sangallo y a Michelangelo la construcción de este. Para la edificación fueron setenta y seis años de obras. Del 1513 al 1589.

Annibale Carracci palacio Farnese Amor Omnia Vincit

Con la muerte de este Papa, el edificio pasa a sus descendientes sus sobrinos Ranuccio llamado el “Cardenal de Sant´ Angelo”(1530-1565), y Alejandro llamado “el Jóven”(1520-1589) después pasará al pro-sobrino Odoardo (1573- 1626). Estos tres cardenales completarán la construcción y la decoración del edificio. Por último con Elisabetta Farnese (1692-1766) la última descendiente directa y esposa de Felipe V de España el palacio empieza a ser parte del patrimonio familiar de los Borbones de Nápoles.

Después de la proclamación de la Unidad de Italia y ser nombrada Roma como capital de este país, el embajador de Francia en Italia alquila el palacio. De esta forma, en 1874 este edificio empieza a ser la embajada de Francia en Roma. En el 1875 se instala en el segundo piso la École française de Roma, instituto de investigación y biblioteca. Más tarde, en 1936 con un acuerdo entre los gobiernos de Francia e Italia este palacio fue cedido en alquiler al gobierno Francés durante 99 años.

En la actualidad el Palacio es la sede de la Embajada de Francia y de la École française de Roma. Por las tardes hay visitas guiadas para conocer este espacio y descubrir las maravillas que tiene.

Visita al Palacio Farnese 

La fachada

En la visita del Palacio Farnese, lo primero que podemos ver es la fachada. Tiene una altura de 29 metros y 57 metros de anchura, y está hecha de ladrillos y travertino. Su primer arquitecto fue Antonio da Sangallo el Joven. Miguel Ángel será el que continúe esta obra completándola con una amplia banda de flores de lírio que decoran el alero del techo.

 

fachada de palacio farnese antonio da sangallo Fachada del Palacio Farnese

La fachada se restauró en el 2000. Bajo una gruesa pátina negra, la restauración ha sacado a la luz una fachada caracterizada por colores luminosos y un sistema decorativo de ladrillos rojos con dibujos geométricos irregulares. La plaza y la calle Baullari se construyeron en función del edificio entre 1536 y 1545, después de la compra y demolición de las casas que ocupaban el lugar. En la plaza hay dos grandes bañeras de mármol provenientes de las termas de Caracalla, que acabaron sientos fuentes.

El vestíbulo

Después de ver la fachada pasamos al vestíbulo, también realizado por Antonio da Sangallo. Esta parte del edificio tiene 14 metros de largo. Su planta es basílical, con una nave central ancha y dos colaterales más estrechas, separadas por columnas antiguas de granito procedentes de las excavaciones de las termas de Caracalla.

La escalera

Después de ver la fachada, la entrada y el jardín subimos por una escalera que comunica la planta baja con el primer piso.

Esta escalera acoge restos antiguos: hay tres sarcófagos adornados con escenas mitológicas y en la parte superior se encuentran esculturas de barcos de guerra romanos. A la izquierda, colocado sobre un sarcófago, de simple decoración, se nota un segundo sarcófago que ilustra a Diana y Endimion: Diana baja de su carro para llevarlo consigo hacia los campos celestes. A la derecha, el sarcófago de las musas ilustra las nueve musas, de pie, una al lado de la otra. Estucos de 1580 representan lirios rodeados por dos dragones, símbolos del papa Gregorio XIII, como si la familia Farnese estuviera protegida por ellos.

Salón de Hércules

Esta habitación con dimensiones gigantes, 18 metros de altura que equivalen a dos pisos, fue modificada así por Miguel Ángel. Las paredes que están vacias iban a ser pintadas con frescos por los hermanos Carracci pero este proyecto nunca se llegó a realizar. En esta sala solo quedaron un par de bustos de los emperadores insertados en los medallones dorados. El Hércules que se encuentra en esta sala es una copia de la estatua esculpida por Glicone que actualmente está en Nápoles.

En la Sala hay 3 frescos realizados por Rafael en el Vaticano.

Galería de Carracci

Galería de Carracci palacio farnese roma

Famosa por sus frescos, la galería lleva el nombre de los hermanos Aníbal y Agostino Carracci, originarios de Bolonia, autores de la obra realizada entre 1597 y 1608. Era también un lugar de paseo privado y de representación del Palacio: en los nichos estaban expuestas estatuas antiguas.

La decoración de la bóveda se realizó con vistas al matrimonio de Ranuccio Farnese con Margherita Aldobrandini, sobrina del papa Clemente VIII. El fresco central celebra la unión de Ranuccio Farnese y Margherita Aldobrandini representados con los rasgos de Baco y Ariadna. En filigrana, simboliza la consagración del Amor terrestre (personificado por la mujer acostada en la parte inferior derecha) y del Amor celestial (Ariadna representada como Venus).

Renovando profundamente el género de la gran decoración, la galería instaura una nueva relación entre poesía y pintura. La complejidad de la empresa decorativa en un túnel estrecho (20 metros de largo y 7 metros de ancho) queda superada por la creación de una arquitectura falsa, visible por el balaustro de las esquinas. Para un juego de materia, tanto en escultura, pintura y arquitectura: los atlas monocromos parecen de mármol; los medallones imitan el bronce.

Más allá de los juegos ópticos y de perspectiva, los grandes maestros del Renacimiento son celebrados por los artistas boloñeses: Rafael, con la inserción de la historia de Galatea, y Miguel Ángel y las maravillas de la Capilla Sixtina, a través de los “ignudi”, hombres desnudos que retuercen la estructura de la composición. Las paredes son en gran parte obra de los alumnos de los Carracci, entre ellos el Domenichino, autor del fresco de la Virgen del unicornio. La galería de Palazzo Farnese, decorada principalmente por Aníbal, es considerada aún hoy como su obra maestra. Constituye, a los ojos de los especialistas, el final más perfecto de un siglo y medio de innovaciones pictóricas en Europa, antes del nacimiento de las grandes corrientes artísticas del siglo XVII.

La bóveda representa el tema de los Amores de los Dioses a través de sujetos mitológicos procedentes del libro de las Metamorfosis de Ovidio.

Como reservar

Si quieres visitar el Palacio Farnese, debes hacerlo desde la página web oficial de Inverter Rome. Donde te dan la opción de elegir en que idioma quieres la visita, inglés, italiano o francés. El horario de visita es lunes, miércoles o viernes por la tarde. La duración de la visita es de una hora y el precio es de 11€.

Compartir
Share on facebook
Share on twitter
Share on telegram
Share on whatsapp
Share on email